Noticias

El Gobierno comunicó oficialmente la inflación 2019. Ya sabemos con exactitud cuánto debemos recuperar

  • Imprimir

El Indec comunicó que la inflación del mes de diciembre 2019 fue del 3,7% con lo cual la inflación anual trepó a 53,8%, récord que no alcanzábamos desde hace 28 años.

Queda la sensación de que este dato no refleja en forma certera la realidad que vivimos cotidianamente durante el último mes del año. No obstante, nos apegaremos a esa cifra oficial.

Es decir, que retomaremos las discusiones paritarias con TGN con un marco preciso de devaluación parcial de nuestros sueldos en este período: 6,3% que necesitaremos recuperar para no perder nuestro poder de compra y comenzar este período político y económico con un daño importante.

Desde la APJ GAS sostenemos que la recuperación que logremos será posterior a la inflación sufrida, por lo cual no se podrá argumentar que los trabajadores/as seamos impacientes o con apetencias desmedidas. Solo pretendemos equilibrar el efecto corrosivo de la inflación del año pasado.

Por otra parte, si bien se congelaron las tarifas de los servicios públicos por 180 días -en el ámbito del gas natural- comenzaron a llegar las facturas de diciembre con el aumento pospuesto de mediados del 2019 y que se explicita en el ítem “Diferimiento de Pago Res. SGE Nº 336/19”, cuyo monto no puede computarse como Crédito Fiscal. El efecto real sobre el total de la factura está en el rango 20-30%, según el lugar del país en que el usuario resida por efecto de los diferentes impuestos y tasas provinciales y municipales que se aplican. Por último, el presente ítem se abonará también en las próximas cuatro facturas mensuales.

Es decir, las empresas comenzaron a recuperar parte de los incrementos cuyo cobro fue demorado por una resolución del gobierno anterior para que el impacto sobre los bolsillos de los usuarios no se notara durante el proceso electoral. Pero la realidad es implacable: comenzamos a pagar por un plazo de cinco rigurosos meses y el incremento quedará incorporado a las futuras tarifas.

Además, se comunicaron oficialmente los nuevos montos sobre los que se aplicará el “impuesto a las ganancias” a partir de enero 2020, otra fuente de drenaje de nuestros salarios que injustamente sufren esta merma hace varios años.

En forma simultánea, se oficializó el aumento de los salarios básicos de $3.000 a partir de enero y de $4.000 (o sea, $1000 más) a partir de febrero a cuenta de futuras negociaciones 2020, tal como se encarga de aclarar por todos los medios el Ministro de Trabajo, Empleo y Seguridad Social.

En este panorama complejo y difícil, los trabajadores/as apostaremos por negociaciones paritarias razonables pero que reflejen nuestra lucha regular contra una inflación corrosiva y perversa.

Fuente: COMISIÓN DIRECTIVA APJ GAS